Cómo organizar mejor tu tiempo

sobre-el-amor

Tal como señalan los expertos de Gananci, las segundas oportunidades no siempre estarán allí, ni van a esperar por nosotros eternamente. Por ello, es crucial tener un control sobre nuestras vidas y sobre nuestro tiempo.

Organizar tu tiempo

De hecho, el poder tener una organización de nuestras actividades y nuestro tiempo, incide de manera positiva en el éxito que podamos alcanzar, tanto a nivel profesional como personal. Muchas veces esto parece algo complicado, especialmente porque el tiempo parece diluirse de manera inmediata, pero con un poco de esfuerzo podríamos lograrlo.

Aunque la improvisación pueda parecer algo grandioso, ya que nuestra vida se llena de más aventuras, lo cierto es que cuando se trata de alcanzar objetivos, esto no juega a nuestro favor. Por ello, se hace necesaria la planificación.

En efecto, para manejar nuestro tiempo de manera adecuada se requiere de poner en práctica ciertas habilidades, así como aprender destrezas que nos permitan ajustarnos a una planificación que nos resulte favorable para nuestros propósitos.
Gestionar nuestro tiempo nos permite tener mayor eficiencia en todas las esferas de nuestra vida, es decir, en nuestro ámbito familiar, social, laboral e incluso personal.

Para lograr esto, podemos trazarnos pequeñas metas que cambiarán nuestra vida por completo, como por ejemplo el tener un mayor rendimiento en nuestras labores.

Las ganancias de poder organizar nuestro tiempo y manejarlo para nuestro provecho también aporta como beneficios para nuestra salud, como el padecer menos episodios de estrés por tareas acumuladas.

Cómo tener organización

El ser una persona organizada también tiene que ver con nuestra personalidad. Así, podemos ver personas que manejan su tiempo de la mejor manera y siempre les queda espacio para otras actividades, mientras que otras personas se ahogan entre todos los asuntos pendientes, a medida que transcurren las horas del día.

Sin embargo, la buena noticia es que todos podemos adquirir las habilidades necesarias y aprender a gestionar nuestro tiempo. Debemos tener presente que agendar nuestros asuntos siempre nos ayudará ahorrar tiempo y hacer las cosas al momento preciso.

También es importante tener en consideración que ser perfeccionistas no hará siempre que las cosas resulten mejor, sino que más bien puede quitarnos tiempo e impedir que avancemos en otras tareas.

De igual modo, trazarnos objetivos es necesario para iniciar nuestras labores con precisión, sin desviar nuestro foco de atención del lugar en el cual debe estar. Si somos personas que podemos distraernos fácilmente, también es importante dejar de lado las cosas que nos distraigan, como el móvil, por ejemplo.
Algunas veces también será necesario decir “no”, para mantener el enfoque en las labores que requieren de nuestra completa atención. Asumir muchos compromisos sólo puede hacer que fallemos en alguno.

Cuando se trata de optimizar nuestro tiempo también es necesario que aprendamos a delegar responsabilidades. El hecho de querer hace todo nosotros, no quiere decir que hará que las cosas salgan perfectas.

Al contrario, con un buen equipo de trabajo las probabilidades de hacer una entrega exitosa aumentan. Es importante aprende a confiar en los demás y darle funciones.

Técnicas para organizar el tiempo

Una de las técnicas que genera buenos resultados es esquematizar nuestro tiempo por medio de una tabla que confeccionemos.

Dicha tabla la dividiremos en cuatro columnas, en la cual, la primera llevará las horas de nuestro día laboral, o de las horas que deseemos gestionar. En la segunda columna escribiremos aquellas actividades que ya hemos realizado.

La tercera columna la destinaremos para anotar las actividades que, pese a que fueron planificadas, no pudimos realizarlas por falta de tiempo. Y la cuarta columna, será para anotar todo aquello que realmente amaríamos hacer, pero que pensamos que no tenemos el tiempo para ello.

Esta tabla la podemos hacer durante una semana, y observarla, para determinar qué tan productivos hemos sido. Establecer esta comparación te permitirá hacer los ajustes necesarios en las horas que requieras rendir más.

Asimismo, la idea sería que trates de que poco a poco puedas incorporar a tu rutina aquellas actividades que amas, pero que no haces porque crees que no tienes el tiempo necesario para hacerlo. Para lograrlo, compartiremos contigo una serie de consejos.

Consejos para organizar mejor tu tiempo

Plantéate objetivos: tanto a largo como a mediano plazo. Trata que estos sean realistas y concretos. Establece un plazo para lograrlos, esto es importante ya que no sólo se trata de plasmar el objetivo, sino de saber cuánto tiempo puede tomar el concretarlo.

Planifica tus actividades: de forma diaria. Trata de hacerlo incluso desde el día anterior para que cuando te levantes al día siguiente ya sepas cuáles serán tus primeras tareas. Planifica las más complejas para el horario de la mañana y las más agradables para la tarde, de manera que tengas un día ameno, pero también productivo.

Incluye espacios para recrearte: pues, descansar te permitirá tener un mejor rendimiento cuando hagas tus labores. Desconéctate de todo por unos minutos y luego regresa a lo que hacías.
Adáptate a tu planificación: es decir, por más que aparezcan cosas interesantes que hacer, no rompas tu planificación. Ya luego tendrás tiempo para lo demás si terminas primero tus tareas más importantes.

Reduce el tiempo: especialmente si observas que lo estás dedicando a tareas que no son muy productivas que se diga. Reduce, por un lado, y agrega a otra asignación más prioritaria. Para ello, debes establecer cuáles son tus asuntos más importantes.

Escrito por: Edith Gómez
editora en Gananci, apasionada del marketing digital,
especializada en comunicación online. Se niega a irse a la cama cada noche sin haber
aprendido algo nuevo. Le inquietan las ideas de negocio y, más aún, aportar una mirada
creativa al pequeño mundo en el que vivimos.
Twitter: @edigomben