Cómo afrontar la homosexualidad de la pareja

pareja gay

En mi post anterior mencionaba algunos tips que pueden ser importantes para detectar si tu pareja es homosexual. Pero qué pasa cuando estás en el proceso de descubrirlo?,¿Qué debes hacer?

Mi pareja es gay ¿Qué debo hacer?

Son muchos los pensamientos que se le vienen a uno a la cabeza mientras se encuentra en el proceso de descubrir la verdad. No es fácil convivir con una persona que te ha estado engañando y tú estás a punto de descubrirlo. Aquí la intuición juega un papel muy importante puesto que sentirás en tu corazón que algo realmente no está bien. Es como cuando sospechas que tu esposo te está sacando los cachos. Es igualito, lo que pasa es que en este caso no es otra sino “otro”.

Confía en alguien: Lo primero que debes hacer es confiar en alguien, contarle lo que te está sucediendo y abrirle tu corazón. Háblale de tus sospechas y de las cosas que te hacen pensar que tu esposo es gay. Normalmente lo que pasa cuando lo compartes es que esas otras personas ya tienen alguna información. Suena muy trillado, pero es cierto eso de que: “el último en enterarse siempre es uno”.

Cuando tuve que enfrentar esta situación, lo que hice fue conversar con mis amigas más cercanas y preciso, ellas tenían varias historias para contarme. Digamos que es doloroso saber que personas cercanas a ti conocían la verdad y no te habían contado, pero debes entenderlas, ya que esto es un asunto muy delicado y la gente no se atreve a hablar. No nos digamos mentiras, cuando a ti te cuentan algo de tu esposo; primero peleas con el que te lo contó antes de hacerlo con tu propio esposo.

Busca ayuda profesional: También busqué ayuda profesional y las indicaciones que me dio este experto fueron: “esto es como un crimen y hay que investigar hasta la última pista”. Así que no te de miedo preguntar e indagar, con prudencia claro está. Con toda seguridad de que apenas lo hagas vas a recibir una gran cantidad de información relacionada.

Investiga con cautela: Intenta averiguar nombres, lugares y horas en las que tu esposo posiblemente se vea con su, (o sus) amantes. Siempre hay alguien que sabe alguna cosa, por pequeña que sea, será una pista que te llevará a la verdad. Recuerda ir sumando. Si es posible cuando ya tengas ciertos datos contrata un detective, ellos son muy efectivos porque hacen seguimientos y toman fotografías o videos. Hoy por hoy los celulares con cámara ayudan mucho y las redes sociales también.

Habla con tu familia: Lo otro que debes hacer es contarle a tu familia, tus padres y hermanos son vitales en este proceso. Quizás no sea fácil y ellos se resistan a creer, te pidan pruebas y te juzguen. No te preocupes, ellos tarde o temprano creerán en ti. Tú eres su hija y hermana. Solo por eso, ellos terminarán apoyándote.

Olvida lo que puedan opinar los demás: Tampoco te afanes por el qué dirán, de todas maneras hablarán de ti. De hecho ya deben estar haciendo comentarios acerca de tu matrimonio: “que pesar, ella con ese marido gay”. Entiende algo: la sociedad y la gente chismosa siempre encontrarán que decir de ti. Así que de frente y con la mirada en alto.

Y con la familia de él, te aseguro que ellos ya lo saben hace rato. Seguramente se irán en tu contra porque no solo estás dejando a tu esposo sin piel, sino a toda su familia y eso provocará un escarnio público. Nada que hacer. Ellos verán como lo enfrentan. No es tu problema, ya pagaste muy caro.

Tu eres lo más importante: No tengas miedo de tomar la decisión de dejarlo. Enfréntalo y dile claramente el motivo por el cual te divorcias. Si tienes pruebas, fotografías o videos pues mucho mejor. Pero te aseguro que tu corazón te dirá que estas en lo cierto. Te lo garantizo. Llegarás a un grado de seguridad tal, que no necesitarás más pruebas. Tú lo sentirás.

Escrito por: LORENA